En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Al hacer click en el botón "Me gusta", no quiere decir que os guste o estéis de acuerdo con lo que se exponga en el artículo, simplemente es para demostrar que os gusta lo que publico y además sirve para compartirlo en vuestro muro de Facebook.

miércoles, 31 de mayo de 2017

Un perro sacrifica su vida para salvar la de su dueña de la picadura mortal de una serpiente venenosa

Spike, al ver que la serpiente iba a morder a su dueña saltó para atacar él primero. Este pequeño perro consiguió frenar al reptil con una mordedura que le causó la muerte, pero por desgracia previamente la serpiente logró inyectar un veneno mortal a Spike y a otro de los perros de la familia.

Tomado de Antena3.com

Spike atacó a la cobra después de haberla encontrado en el
jardín trasero de su dueño.

Spike era un perro juguetón, su gran pasión era la pelota. Con ella podía pasarse los días enteros. Este can pequeño era además de fiel muy protector de su dueña Louise. La familia vive en Pretoria y el pasado día 12 de mayo vivieron uno de los momentos más tristes de sus vidas.

Spike mato a la serpiente, pero fue uno de los dos perros que recibió
mordeduras fatales.

Una serpiente venenosa apareció en el jardín de Louise sin que ella se diese cuenta. Cuando el reptil se encontraba a un paso de atacar a la mujer, Spike atacó a la misma para salvar a su dueña. Cuando Louise advirtió lo que ocurría fue corriendo a buscar ayuda, pero ya era tarde. Spike logró matar a la serpiente pero ésta lo hirió a él en una pata y a otro de los perros de la familia, Princes.


Otro perro llamado Prinses, murió tras ser mordido en la pierna por la serpiente.

"Es raro que la serpiente entrase en mi jardín porque en esta época suelen estar hibernando", declaró Louise a Mirror. Sin embargo, la casa vecina estaba de obras y esto pudo desorientar al reptil.


La serpiente fue muerta por Spike, pero antes ya había hecho mordeduras
mortales en dos de los perros de la casa.

Las picaduras que la serpiente dejó en los dos canes al principio no les hizo pensar ni a Louise ni a su hija que fueran mortales, pero con el paso de las horas los perros empeoraron hasta el momento de su muerte.


La dueña de Spike, Louise Grobler, dice que el perro le salvó la vida
heroicamente.

Ambos han sido enterrados en tumbas separadas pero una al lado del otro.