En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Ya son más de 2.300 seguidores, súmate

Al hacer click en el botón "Me gusta", no quiere decir que os guste o estéis de acuerdo con lo que se exponga en el artículo, simplemente es para demostrar que os gusta lo que publico y además sirve para compartirlo en vuestro muro de Facebook.

martes, 17 de noviembre de 2015

“No queremos más animales envenenados”

Más de 50 casos de envenenamientos de perros y gatos se han presentado en lo corrido del año, en el conjunto residencial Brisas del Magdalena’ de Neiva; así lo dieron a conocer sus residentes, quienes desde hace aproximadamente dos años, vienen afrontando esta problemática.

Tomado de La Nación.com.co


Algunas personas, han tenido que enrejar sus casas para que las mascotas no
salgan a las zonas verdes y corran peligro.

Al parecer, carne cruda con veneno para ratas y ratones como lo es el ‘Guayaquil’, están siendo utilizados como carnada para envenenar las mascotas domésticas del sector. Con indignación, algunos habitantes del conjunto dieron a conocer a LA NACIÓN los casos más recientes, los cuales los tienen sin explicaciones ni alternativas para acabar con esta maldad y crueldad animal que vienen viviendo.

Francisco Conde, uno de los habitantes que viene haciéndole seguimiento a la problemática, sostuvo que la muerte de las mascotas por envenenamiento se viene presentando desde hace dos años, pero que cada vez son más los animales víctimas de tan cruel acto.

Historia

“Esto lo venimos presenciando desde hace aproximadamente dos años, en este conjunto vienen asesinando perros y gatos, y según los veterinarios que han atendido los casos de envenenamiento, están usando ‘Guayaquil’, sustancia que no tiene contra y es comercializada en la calle con otros nombres”, dijo Francisco Conde.

Según el habitante, quien también ha sido víctima, las personas que vienen realizando estos actos, “han tenido la desfachatez de ir hasta las casa y echarles por entre las rejas el veneno a los animales; así fue como acabaron con la vida de una perra ciega. Y si es cierto, de que algunos de estos animales han ocasionado algún daño e inconvenientes en el lugar, ellos no son los responsables, no son seres pensantes”, concretó.

Conde además añadió con dureza; “aquí definitivamente hay una obsesión desenfrenada por acabar con las mascotas, donde ellos también tienen sus derechos, son seres vivos y deben ser protegidos”.


Los habitantes del conjunto residencial hacen un llamado a las autoridades
correspondientes para que hagan seguimiento a lo que ellos llaman
crueldad animal.

 Quejas administrativas

Aunque varios habitantes del sector ya han presentado quejas y reclamos ante la administración del conjunto, aún no se ha resuelto ni investigado nada; según los mismos habitantes, la persona encargada de la administración no ha hecho nada al respecto, nada más que nuevas normas para que los dueños de las mascotas puedan pasearlas en el sector.

“Al terminar el primer semestre de este año, hubo una reunión entre administración y propietarios donde analizaron la problemática, pero no dieron ninguna solución”, dijo Francisco Conde.

Según los habitantes también han enviado notas a la administración pidiendo que se hagan campañas de sensibilización, pero tampoco han tenido respuesta. “Los animales son seres vivos, sintientes y de una u otra forma tienen su dueño, es decir, si matan, envenenan o lastiman nuestros animales, están vulnerando no solo los derechos de ellos, si no los de nosotros”

Algunas de las peticiones también han sido para que se hagan campañas con veterinarios para esterilizar gatas y castrar gatos para que no se reproduzcan o por lo menos, no salgan de las viviendas y puedan consumir alimentos envenenados; pero tampoco han recibido respuestas positivas.
“Este es un daño muy grande, la persona que le hace esto a un animal, lo puede hacer con un ser humano”, manifestó.

Policía Ambiental

Hace aproximadamente veinte días, el señor Conde llevó hasta su casa a la Policía Ambiental para que empezara a trabajar sobre el tema, pero según él, los uniformados no pudieron hacer nada puesto que no se tiene un responsable de los hechos.

“Aquí no podemos dar nombres, no solo porque no sabemos quiénes son los responsables, sino porque también nos podemos meter en un problema”, concluyó.

Más casos

Mary Andrade, es una mujer de la tercera edad a quien ya le han envenenado varios gatos, los cuales se habían convertido para ella, en su única compañía. “Un animal no hace estorbo, ellos nos sirven de compañía, no entiendo por qué tienen que acabar con la vida de estos seres indefensos”.

Nubia Cuéllar ya ha perdido cuatro perros y cuatro gatos, todos fueron envenenados y según los médicos veterinarios, les han encontrado carne gorda con veneno para ratones.

“Yo quisiera que las autoridades correspondientes visiten el conjunto y le hagan seguimiento a este caso, porque uno pregunta y nunca nadie sabe ni hace nada”.

A Legny Constanza Losada, ya le envenenaron dos perros y perdido varios gatos callejeros, los cuales ha tratado de curar y sanar. “Yo pienso que la gente que arremete contra los animales son personas inhumanas, ellos no están haciendo ningún mal, aquí llegan muchos gatos callejeros y varios vecinos tratamos de alimentarlos, no considero que la mejor manera de ahuyentarlos sea envenenándolos. Quiero que tomen conciencia para que aprovechemos las campañas que la misma Alcaldía hace para esterilizar a los animales o también los pueden entregar a una fundación”.

Llamado

La comunidad de este sector hace un amplio llamado a las autoridades correspondientes para que hagan seguimiento y campañas de sensibilización y prevención para que la vida de los animales sea respetada.

“Queremos que se cumpla la ley, sabemos que existen algunas normas que velan por el bienestar de los animales y tienen que cumplirse y de saberse quién o quiénes estén haciendo este daño paguen con multa o cárcel tanta crueldad”.


Según los habitantes del sector, ni la Administración ni la Policía Ambiental
han podido hacer algo al respecto.

 CASOS

1. Evelia Salazar de Alzate

A mí ya me han envenenado cuatro gatos; en estos momentos tengo un perro pitbull, dos pincher y un gato, los cuales saco solo una vez al día para no exponerlos al peligro ni tener problema con los vecinos que no comparten la idea de tener mascotas. A mí me da tristeza y consternación que no le respeten la vida a los animales, ellos son seres vivientes; es muy duro verlos cuando tienen las reacciones por el veneno; aquí lo difícil es decir quiénes son, porque además puede ser peligroso para nosotros; sin embargo queremos que le hagan seguimiento a todos los casos que hoy estamos exponiendo.

2. Priscila Quintero

Ya me envenenaron dos gatos, ahora solo me acompaña uno, luego de la muerte de su esposo; ahora él es mi único acompañante y no quiero perderlo, por eso tuve que mandarlo a castrar para que no saliera de la casa y corriera peligro dentro del mismo conjunto. Nosotros ya nos hemos quejado y hemos dicho que esto es pecado ante Dios y que existen normas que protegen a los animales y castiga a los violentos, pero no ha pasado nada. No nos vamos a cansar hasta que aparezca el responsable y se acabe todo este maltrato animal que ha tocado a más de uno.

3. Nury Jaramillo Ospina

En mi casa tenemos hace 15 años un perro, una vez se nos escapó y llegó a la casa convulsionando, afortunadamente lo llevamos a tiempo y le salvamos la vida, en la veterinaria nos dijeron que era envenenamiento y en los lavados que le hicieron le sacaron puros gordos de pollo. Hace poco nos llegó una gata callejera la cual adoptamos porque su estado no era el mejor; al tiempo la gata dio cría y nacieron tres gaticos de los cuales nos envenenaron dos. A nosotros nos duele todo esto, porque con mucho esfuerzo los protegemos, cuidamos y adoptamos a los más vulnerables.

4. Lida Constanza Basto Bravo

Nosotros teníamos un perro de raza pincher, un día común y corriente salió de la casa a caminar por el conjunto pero cuando regreso tenía su cuerpo ampollado, inmediatamente lo llevamos al veterinario porque no dejaba de quejarse y el médico nos dijo que había sido quemado con agua caliente, eso es ser uno inhumano, pero no es lo único que nos ha pasado; la semana pasada nos envenenaron un gato que habíamos adoptado porque era callejero, no entendemos con qué fin lo hacen. Los animales despiertan amor y comprensión, mis hijos adoptan cuanto gato llega, ahora casi no los dejamos salir para no verlos sufrir.

votar