En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Al hacer click en el botón "Me gusta", no quiere decir que os guste o estéis de acuerdo con lo que se exponga en el artículo, simplemente es para demostrar que os gusta lo que publico y además sirve para compartirlo en vuestro muro de Facebook.

miércoles, 2 de noviembre de 2016

Acusan de crueldad animal a ex jefe de policía de Opa-locka

En el patio trasero de una casa de Miami Gardens, las autoridades hallaron a dos perros de la raza pastor alemán llamados Lady y Thug en un estado físico lamentable.

Artículo de David Ovalle, tomado de El Nuevo Herald.com


Lady, la perra pastor alemán de Ronald Wilson.

En el patio trasero de una casa de Miami Gardens, las autoridades hallaron a dos perros de la raza pastor alemán llamados Lady y Thug en un estado físico lamentable. Los perros estaban sumamente raquíticos, tenían la piel cuarteada y sangraban. A ambos le faltaba la mayoría de los dientes y los ojos les supuraban.

Los fiscales determinaron que se trataba de un caso de abuso animal. Sin embargo, lo que convierte curioso el caso es que el dueño de los animales es alguien familiarizado con la ley, ya que en determinado momento de su vida fue jefe de la policía de la ciudad de Opa-locka.

Ronald Wilson, de 65 años, que en el 2002 resultó despedido del departamento de policía de Opa-locka, fue acusado de crueldad animal. En una aparición en la corte la semana pasada, Wilson se declaró inocente de dos cargos de crueldad animal con la intención de causar daños o la muerte.

Wilson, que tras su despido trabajó como investigador estatal de fraude al seguro y luego se retiró, entregó de forma voluntaria los perros al Departamento de Servicios de Animales de Miami-Dade.

“Es una persona muy agradable, muy honesta”, dijo su abogado defensor, Sky Smith. “Siente una tremenda culpa por la acusación en su contra”.

Aunque muy despacio, los perros en la actualidad se recuperan en el Dezzy’s Second Chance Animal Rescue, un santuario animal de cinco hectáreas ubicado en el Condado Palm Beach.

En el 2000 Wilson fue nombrado jefe de policía de Opa-locka, la ciudad del noroeste de Miami-Dade que lleva largos años plagada de corrupción, mal manejo administrativo y violencia por drogas y pandillas. Durante el mandato de Wilson, el departamento vivió una época de un caos tan grande que las autoridades estatales recomendaron que el Condado Miami-Dade debía encargarse de la agencia.

Wilson fue despedido en el 2002 después de la elección de la alcaldesa Myra Taylor, quien todavía ocupa el puesto, pero está siendo investigada en una pesquisa federal contra la corrupción, un proceso que ya ha conducido al arresto de varios funcionarios de la ciudad.

Hasta abril Wilson estuvo fuera de la mirada del público, cuando un vecino llamó a Servicios de Animales para reportar que podía ver el tormento de los dos perros a través de un agujero en la verja de su casa.

Luego de la llamada de emergencia, la policía de Miami Gardens sacó los perros de la casa mientras Wilson estaba fuera de la ciudad en un crucero. Posteriormente, Lisa Yambrich, investigadora del Departamento de Servicios de Animales de Miami-Dade, localizó a Wilson quien, cuando Yambrich le preguntó cuándo fue la última vez que los animales fueron vistos por un veterinario, respondió: “Hace mucho tiempo”, según el informe del arresto.

“El señor Wilson no pudo explicar por qué los dos perros estaban en condiciones físicas tan horribles”, escribió Yambrich en un reporte.

Tras un examen médico, se concluyó que Lady y Thug no teníanninguna grasa corporal distinguible” y habían perdido todos los dientes incisivos. “Los dientes rotos le han causado mucho dolor a ambos perros”, escribió en el informe del arresto Kathleen Hoague, asistenta de la Fiscalía Estatal.

Un veterinario del condado determinó que a los perros “se les ha privado de la nutrición, la hidratación, la evaluación y el tratamiento médico que les hace falta”, de acuerdo con el informe.

Hasta el momento no se ha fijado fecha para el juicio de Wilson.

votar