En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Ya son más de 2.300 seguidores, súmate

Al hacer click en el botón "Me gusta", no quiere decir que os guste o estéis de acuerdo con lo que se exponga en el artículo, simplemente es para demostrar que os gusta lo que publico y además sirve para compartirlo en vuestro muro de Facebook.

domingo, 29 de mayo de 2016

Cantabria intenta frenar el abandono de animales con una nueva Ley de Protección

Endurecer las sanciones y perseguir los animales sin registrar, entre las medidas diseñadas para evitar los casos de maltrato y negligencia.

Artículo de Álvaro San Miguel, tomado de El Diario Montañés


Una mujer atiende a uno de los animales abandonados en una cuadra de El
Alto de El Churi en 2015 / Celedonio Martínez

El Gobierno de Cantabria tratará de frenar los casos de abandono de animales, y los sacrificios que en muchos casos llevan aparejados, por medio de una nueva normativa que actualizará la Ley de Protección de Animales de 1992. El jefe del Servicio de Sanidad y Bienestar Animal, Francisco Fernández, uno de los impulsores del nuevo texto, subraya que lo primero que hay que hacer para reducir los abandonos es tener a todos los animales identificados, intentando así reducir las compras impulsivas. Identificar a los animales y vincularlos a un propietario será uno de los grandes retos de esta normativa que todavía está en fase inicial de producción. «Los animales identificados tienden a abandonarse menos y, en cualquier caso, siempre hay un responsable», explica Fernández.

La Consejería de Medio Rural, Pesca y Alimentación tratará de explotar la responsabilidad del propietario para persuadir de abandonar animales. «Vamos a intentar graduar las infracciones, considerando el abandono como una infracción grave, igual que tener animales sin identificar». Todavía no están cerradas las cifras definitivas de las multas, pero «la intención es endurecerlas», precisa el jefe del Servicio de Sanidad y Bienestar Animal.

El borrador inicial prevé multas de entre 6.000 y 60.000 euros para las infracciones más graves, como maltratar o agredir físicamente a los animales, o someterlos a cualquier otra práctica que les suponga sufrimientos o daños injustificados, cuando como consecuencia de ello se haya causado la muerte de los mismos.

Otra infracción catalogada como muy grave en la reforma y que se ha dado en casos recientes en Cantabria es mantener a los animales sin la alimentación necesaria o en instalaciones inadecuadas desde el punto de vista higiénico-sanitario, de bienestar y de seguridad, cuando como consecuencia de ello se haya causado la muerte.

Además de endurecer las sanciones se reforzará el trabajo preventivo, informando convenientemente a las personas que compren o adopten animales de su responsabilidad como dueños. Cantabria ya cuenta con un registro de animales y propietarios, pero la nueva normativa pretende potenciarlo y darle la funcionalidad necesaria para detectar animales sin identificar. Ese organismo renovado se denominará Registro de Animales de Compañía de Cantabria (Racic).

¿Pero qué pasará con los animales que sean abandonados a pesar de las medidas diseñadas por la Administración? «En ese caso, la vía prioritaria de salida será la adopción de los animales abandonados, intentando evitar en la medida de lo posible el sacrificio. No se va a prohibir, pero intentaremos que no haya abandonos y que, si los hay, se resuelvan por medio de la adopción», explica el portavoz de la Consejería en este asunto.

Mesa de Protección

El borrador se presentó en la primera reunión de la Mesa de Protección y Bienestar Animal, órgano que ya ha vivido por tanto su primera convocatoria a pesar de que no se ha creado formalmente como órgano de consulta y asesoramiento en la materia, ya que es algo previsto en la nueva Ley de Protección y Bienestar Animal de Cantabria, y no se producirá por tanto hasta su entrada en vigor.

La reforma de la Ley de 1992 conlleva una nueva regulación de núcleos zoológicos y de centros de recogida. Francisco Fernández explica que la normativa no regulará las corridas de toros porque esta ley deja fuera de su ámbito de aplicación todo aquello que tenga regulación propia, como es el caso de los festejos taurinos. Los circos, por su parte, tienen una normativa genérica, pero «se valorará qué animales se pueden utilizar en Cantabria para estos espectáculos», señala el jefe del Servicio de Sanidad y Bienestar Animal.

El Gobierno pretende también desarrollar una nueva regulación de las asociaciones protectoras de animales para fomentarlas y crear los mecanismos de coordinación necesarios entre estas asociaciones, la Administración y demás organismos implicados. También, con esta actualización, se quiere fijar procedimientos que permitan la intervención inmediata de la Administración, en caso de situaciones graves, en materia de bienestar animal.

votar