En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Ya son más de 2.300 seguidores, súmate

Al hacer click en el botón "Me gusta", no quiere decir que os guste o estéis de acuerdo con lo que se exponga en el artículo, simplemente es para demostrar que os gusta lo que publico y además sirve para compartirlo en vuestro muro de Facebook.

jueves, 30 de noviembre de 2017

Retiran la custodia de dos mastines a su dueño tras protagonizar diez ataques a personas y otros animales

El Ayuntamiento de Vitoria ha retirado de forma cautelar la custodia de dos mastines a su dueño, después de tener conocimiento de que los perros habían protagonizado diez ataques a personas y a otros animales en la localidad de Aberasturi.

Tomado de Tribuna Salamanca


Los perros han sido trasladado al Centro de Protección Animal de la capital alavesa por personal de estas instalaciones y por agentes del Grupo de Medio Ambiente de la Policía Local, según ha informado el Ayuntamiento de Vitoria en un comunicado.

Esta intervención se ha producido en respuesta a los incidentes provocados por los dos perros, que han motivado su catalogación como animales "potencialmente peligrosos", aun no siéndolo por raza.

El último suceso se produjo el pasado día 22, cuando uno de los mastines salió del recinto en el que se encontraba y se abalanzó sobre un ciclista, al que mordió y ocasionó lesiones en una pierna. Dos meses antes, los perros habían atacado a otro animal, provocándole la muerte en presencia de unos niños.

La Policía Local ha tenido que intervenir en diez ocasiones por incidentes causados por estos mastines. Ante esta situación, el área de Políticas Sociales y Salud Pública del Ayuntamiento de Vitoria ha dictado una resolución para intervenir y trasladar a la perrera municipal a los dos perros.

Esta retirada es una medida cautelar hasta que el titular de los perros adopte las medidas de seguridad suficientes para que no supongan un riesgo para personas y animales.