En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Ya son más de 2.300 seguidores, súmate

martes, 18 de junio de 2013

La Policía Local de Zaragoza, investiga la muerte del perro y emite un comunicado sobre los hechos

El can "ya mordió en 2009 a un ciudadano", y el propietario de 'Lucky', que así se llamaba el animal, le amenazó con un cuchillo de 29 centímetros de hoja al "no hacerle caso"

Tengamos en cuenta que esta es la versión policial que no tiene por que ser la verdadera y además no coincide con la de los testigos. Dicen que el agente disparó con el arma orientada al suelo y el perro cayó fulminado, ¿cómo es posible esto?

Tomado de Periódico de Aragón

Dos agentes municipales en el lugar de los hechos. Foto: YouTube

La Policía de Zaragoza investiga el incidente con un perro agresivo (noticia debajo de ésta) que se produjo el pasado domingo en el entorno de la calle Escultor Palau para conocer todos los detalles de la intervención policial.

Ante la indignación de muchos ciudadanos, entre los que se encuentran vecinos de Las Delicias y también protectoras de animales, el cuerpo ha decidido emitir un comunicado explicando cómo sucedieron los hechos.

Asimismo, han informado que el can "ya mordió en 2009 a un ciudadano", y que el propietario de 'Lucky', que así se llamaba el animal, también le había amenazado en otra ocasión con un cuchillo de 29 centímetros de hoja al "no hacerle caso".

Comunicado de la Policía Local de Zaragoza: 

La Policía de Zaragoza investiga el incidente con un perro agresivo cerca de la calle Escultor Palau

Los agentes fueron requeridos en la calle por un vecinos, quien alertó sobre la presencia de un perro “grande y suelto” que había intentado morderle. 

Los hechos ocurrieron cuando una patrulla de la Policía de Zaragoza que circulaba por Vía Hispanidad fue interceptada y parada por un ciudadano que les solicitó ayuda ya que había un perro “grande que iba suelto por la calle” y que había intentado morderle, además de señalar que el animal estaba creando situaciones de peligro a los coches que circulaban por esta vía, ya que andaba cruzando de un lado a otro de la calzada.

Los agentes, que atendieron la petición vecinal a la altura de la urbanización Alférez Rojas, se dirigieron al encuentro del perro (un cruce de mastín con grifón de más de 50 kilos de peso).

La Policía también realizó una llamada al Centro de Protección Animal para solicitar su intervención, aunque posteriormente, tras el desenlace de los hechos, anuló la petición.

A la altura del cruce con la calle Escultor Palau uno de los agentes intentó acercarse al perro para recogerlo, pero el animal ya demostró un carácter agresivo e hizo ademán de morder al policía. Esta situación la evitó un testigo que enarboló una silla de una terraza para disuadir al perro, que volvió a escaparse.

Durante la huida, el perro siguió mostrándose agresivo con las personas que estaban en las terrazas de los establecimientos.

En ese momento, llegó al lugar el dueño del perro a quien el animal no atendió cuando le llamó para que acudiera a su lado, por lo que el can siguió alejándose por las calles del barrio. Como el propietario no podía moverse con tanta velocidad como el perro, los agentes trataron de alcanzarlo para dar tiempo a que el dueño volviera a llamarlo, aunque no era posible acercarse demasiado por su agresividad. 

Siguiendo al perro llegaron a la plaza Berenguer de Entenza, donde un joven que paseaba a su mascota, dijo conocer al perro suelto y trató de acercarse y cogerlo, algo que no logró porque también se puso agresivo contra él.

Una vez en la explanada de la plaza, los agentes intentaron cortar el paso al perro para que no siguiera huyendo sin control, cuando se lanzó a morder a uno de ellos, quien tras comprobar que no había personas en las inmediaciones, dio tres pasos atrás para que el pero no le alcanzase y le disparó con el arma orientada al suelo.

Los tres testigos presenciales de los hechos con los que la Policía estableció contacto a lo largo de la persecución indicaron que “no era la primera vez que veían a ese perro suelto, sin correa y sin dueño” y corroboraron que se trataba de “un perro muy agresivo”. Posteriormente, estas declaraciones han sido incorporadas por ellos mismos a las diligencias.

Además, la Policía recibió otra llamada telefónica de una persona, que es guía canino y se ofreció como testigo, ya que conocía al perro que ha protagonizado el incidente, del que resaltó la habitual agresividad y dijo que es “un animal muy territorial” a la vez que destacó que “en la zona se le tenía miedo”. También explicó que el propietario “no atendía bien” al animal. Desde ese momento, la central telefónica de la Policía está recibiendo nuevas llamadas corroborando la actitud de animal y avalando la acción de los agentes.

Posteriormente, otra patrulla de agentes llevó a dependencias policiales al propietario del perro porque no llevaba ninguna documentación y se negaba a dar sus datos personales y razón de su domicilio, profiriendo insultos contra los agentes.

Tampoco ha sido esta la única ocasión en que el propietario ha protagonizado incidentes con su perro. Ya el verano pasado fue detenido por amenazar con un cuchillo de 29 centímetros de hoja a su perro, que según su versión “se había perdido” y “no le hacía caso” y a los propios agentes que también en esa ocasión prestaban servicio tras una demanda de ayuda por parte de un vecino. En 2009, hay constancia de que este mismo perro mordió a un ciudadano.

FIRMA LA PETICIÓN para pedir al Alcalde que se investiguen los hechos de manera imparcial y que se tomen las medidas disciplinarias y legales pertinentes en caso de que hubiera negligencia por parte del agente que causó la muerte de Lucky.

votar

No hay comentarios:

Publicar un comentario