En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Ya son más de 2.300 seguidores, súmate

jueves, 10 de junio de 2021

Archivan la investigación contra un policía de Calafell que mató a tiros a un perro que intentó morderle

La Audiencia de Tarragona considera que no cometió ningún delito de maltrato al abatir al can.

Artículo de Germán González, tomado de El Mundo.es
Imagen del can proporcionada por ADAT

"Creemos que en el presente caso la causa de la muerte del animal por parte del recurrente no fue ni injustificada ni arbitraria sino motivada por la situación de peligro real ante el estado de agresividad que presentaba el animal". De esta forma la Audiencia de Tarragona estima el recurso presentado por un agente de la Policía Local de Calafell contra la decisión del Juzgado de instrucción número 6 de El Vendrell (Tarragona) de procesarlo por un delito de maltrato animal.

La Fiscalía no acusaba pero la Asociación de Defensa Animal de Tarragona (ADAT) pide, como acusación popular, pedía 18 meses de cárcel para el policía local por matar al perro Shaitan, de la raza Rottweiler, en enero de 2019 tras dispararle 5 tiros. Sin embargo, el procesado, defendido por la letrada Sandra Melgar y el Sindicat de Policies de Catalunya, recurrió la decisión judicial de sentarlo en el banquillo y la Audiencia de Tarragona ha estimado su pretensión, considerando que no existe delito.

El auto, al que ha tenido acceso este diario, señala que el 11 de enero de 2019 el agente se personó en una calle del municipio al ser requerido por un vecino de que un perro Rottweiler le impedía salir de su casa, ya que adaba suelto sin bozal por la calle. El acusado "se bajó del vehículo policial para dirigirse a una vivienda de la que tenían noticias de que el perro podía haberse escapado, se encontró de frente con el rottweiler que se dirigió hacia él de manera agresiva y mostrándole los dientes de manera amenazante, intentando morderle las piernas".

Por eso, el policía intentó usar la porra para defenderse aunque al final tuvo que sacar el arma y disparar cinco tiros al can "que en ese momento seguía mostrando la misma conducta agresiva y amenazante" disparando cinco veces para matarlo. El tribunal señala que el perro pesaba 36 kilos y que no tenía dueño ni estaba identificado por lo que deambulaba por la calle sin collar ni bozal. Además, la Policía Local de Calafell había tenido que acudir otras veces ante la llamada de los vecinos alertados por la agresividad del perro e incluso alguno de ellos usó un palo para evitar que le mordiera.

El tribunal considera que el policía actuó cuando se vio "acorralado por el animal" ya que antes había intentando alejarlo de él gritándole o usando su porra. Por eso remarca que no cometió un delito de maltrato animal con resultado de muerte y ordena archivar la investigación y exculpar al agente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario