En algún lugar bajo la lluvia siempre habrá un perro abandonado que me impedirá ser feliz. Jean Anouilh
SI ESTÁS BUSCANDO UNA MASCOTA PARA ADOPTAR, PINCHA EN MI ELINK DE FACEBOOK DONDE ENCONTRARÁS MUCHOS DE DIFERENTES PROTECTORAS Y GRUPOS. NO LO DEJES PARA MAÑANA, PUEDE QUE SEA YA DEMASIADO TARDE.

Seguidores

Ya son más de 2.300 seguidores, súmate

domingo, 28 de febrero de 2021

Un padre y su hijo ahorcan a su perro en Almogía porque "no servía para cazar"

La Guardia Civil los detiene por un presunto delito de maltrato animal. Uno de ellos fue interceptado cuando conducía ebrio 

Tomado de La opinión de Málaga.es

Momento en el que ocurrieron los hechos.


Dos personas han sido detenidas en Almogía en por presuntamente ahorcar a un perro en un olivo y posteriormente arrojarlo por un barranco. La presencia de una persona que les recriminó la acción provocó que huyeran del lugar apresuradamente. Según la Comandancia de la Guardia Civil, los hechos tuvieron lugar el pasado día 6 de febrero en el paraje El Madroño. La llamada del testigo al 061 hizo que los agentes del Seprona se presentaran en la zona inmediatamente y en un primer momento no encontraron al animal, pero iniciaron la investigación para localizar a los autores, que resultaron ser padre e hijo.

La información aportada por el denunciante permitió a los agentes intuir que uno de sospechosos podría ser un vecino de Villanueva de la Concepción. Este fue interceptado tres horas después cuando conducía un todoterreno de forma irregular, invadiendo ocasionalmente el carril contrario y con síntomas de hallarse bajo la influencia de bebidas alcohólicas. Una patrulla de Tráfico de la Guardia Civil le realizó una prueba de alcoholemia cuyo resultado fue positivo.

El instituto armado asegura que esta persona se mostró muy agresiva, resistiéndose activamente a identificarse y amenazando y desobedeciendo gravemente a los guardias civiles, por lo que procedieron a su detención. Al día siguiente, los agentes realizaron una inspección en el lugar de los hechos y localizaron muerto al animal, un perro de raza podenco de un año y medio, y verificaron que fue ahorcado con una cuerda y posteriormente arrojado por un precipicio de difícil acceso. El animal, que tenía implantado microchip, pertenecía al detenido.

Las gestiones de los agentes permitieron identificar y detener una segunda persona, un vecino de Almogía que reconoció los hechos ante los agentes y justificando su acción porque el perro no servía para la caza.

Los detenidos han sido acusados de un delito de maltrato animal, con las agravantes de ensañamiento y resultado de muerte, siendo acusado uno de ellos además de los delitos de resistencia, desobediencia grave, amenazas y contra la seguridad de tráfico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario